Hoy contamos… ¡Venga, Elisa, date prisa!

El cuento del que os voy a hablar hoy es “¡Venga, Elisa, date prisa!” de la editorial SM, en concreto de su colección “Cuentos para sentir”. Escrito por Begoña Ibarrola y con unas originales ilustraciones de Margarita Menéndez, el libro nos cuenta la historia de Elisa, una niña muy lenta, muy lenta que siempre llega tarde a todos sitios.

Un cuento sobre el enfado

Un cuento sobre el enfado

Le cuesta levantarse de la cama, tarda en comer, llega tarde al cole…todo esto hace que la gente, constantemente, esté gritándole “¡venga, Elisa, date prisa!” y ella que esta cansada de oírlo, esté todo el tiempo enfadada.

A través de una divertida aventura, Elisa aprenderá a “entender” mejor el tiempo y a vivir el AHORA, lo que hará que empiece a tardar menos en hacer las cosas.

venga Elisa, date prisa

Una bonita historia, para niños de entre 4 y 7 años, que nos habla del enfado a través de sus 32 páginas.

Como en todos los cuentos de la colección “Cuentos para sentir”, el libro viene acompañado de una ficha que nos ayudará a los padres a reflexionar sobre este tema y nos da algunos consejos sobre como actuar cuando nuestros pequeños experimentan esta emoción.

Pero además, incluye un poster con una actividad para hacer con l@sniñ@sy que les ayudará a entender mejor porque se sienten así cuando están enfadados y como pueden superarlo.

venga Elisa, date prisa

Mi pitufo todavía es muy pequeño para entender esta historia pero estoy segura de que tanto las ilustraciones, como la divertida excursión de Elisa acompañada de un misterioso mago, le encantarán dentro de unos meses.

¿Has leído algún cuento de esta colección? Si crees que puede serte de utilidad y quieres adquirirlo puedes hacerlo aquí

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

2 comments

  1. Marta says:

    He tenido un par de ellos en mi mano, porque parece que sólo oigo hablar de esta autora, y no lo compré, porque no iba a ello precisamente, pero me parecieron interesantes, y sí, tengo previsto comprar alguno.

Deja un comentario